Reseña Que el amor nos salve de la vida - David Escamilla



―Título: Que el amor nos salve de la vida
―Autor: David Escamilla
―Fecha de publicación: 2013
―Editorial: La galera
―Páginas: 353
Sinopsis
Elena tiene 19 años y acaba de obtener el puesto de becaria de El show de Luca, un joven de 30 años, presentador televisivo, con fama de rompecorazones.
Al principio, ella se muestra distante y reservada con su jefe, pero pronto se enamorará de él, cuando descubre que tiene un pasado terrible que le hace sufrir.
Elena y Luca vivirán una historia de ida y vuelta por las principales capitales europeas, en la que el enamoramiento de los dos se enfrentará a toda clase de impedimentos.


¿Por dónde empiezo…? Uff, no sé, es difícil explicar lo mucho que me decepcionó esta novela, aunque voy a intentar detallaros las cosas que sí me gustaron y por qué no logró conquistarme del todo.

Si habéis leído la sinopsis, habréis sabido apreciar que la historia es bastante tópica. Sin embargo, no creo que ese sea el problema principal de esta novela, sino cómo nos la cuentan, un punto importantísimo. Me repito hasta la saciedad, pero ahí va de nuevo: a mí no me importa leer tópicos ni tramas similares vistas mil veces en cine, televisión o literatura, lo que sí exijo es que la historia me haga disfrutar, que se me quede cara de idiota y las páginas de la novela se lean casi solas. Y ahí reside el fallo principal de esta novela, la lectura ha sido casi tediosa para mí. Pero vayamos por partes:

El comienzo me gustó. Había bastante relleno, algunas páginas que sobraban… pero no estaba tan mal e incluso reconozco que alguna que otra escena me sacó una sonrisilla. Me agradaba la ambientación de la novela, un conocido plató de televisión, el hecho de que el protagonista fuese famoso y mucho más mayor que la chica… en fin, ya sabéis, todos esos detalles que parecen recoger la esencia de las películas americanas para adolescentes. Hasta ahí, vale. Uno de los problemas principales fue meter en ese embrollo a la sosa protagonista de este libro.

Elena es… no sé cómo describirla adecuadamente, de verdad. Si Bella ―Crepúsculo― os pareció sosa, no quiero ni pararme a pensar qué pensaréis de este personaje. Me desesperó desde la primera página hasta la última. Yo esperaba ver una evolución en ella que nunca llegó a suceder. Al personaje le falta mucha fuerza. Y teniendo en cuenta que el protagonista se enamora de ella, no llegué a entender qué tenía de especial Elena.

El protagonista masculino, Luca, me gustó un poco más. Es el típico personaje mujeriego, atormentado por sucesos de su pasado, que en el fondo se siente tremendamente solo. En esencia, a mí me parecía el conocido italiano que nos enseñan en casi todos los libros o películas ―sin rencor hacia los italianos, eh―, pero es que es demasiado tópico.

Cuando Elena es seleccionada para trabajar como becaria en el programa de televisión ―donde Luca es el famoso presentador estrella―, comienza a desarrollarse la relación entre ellos, entre cámaras, guiones desternillantes e invitados de lo más variopintos.

Me gustaba el hecho de que la historia de amor se desarrollase en un contexto televisivo, creo que es algo diferente e interesante. Es cierto que da bastante juego a lo largo de la novela, hay situaciones graciosas que sí lograron convencerme, aunque desgraciadamente otras rozasen lo irreal ―tampoco sé hasta qué punto, teniendo en cuenta los estrafalarios programas que actualmente podemos ver en la televisión―. Sin embargo, no me terminó de cuadrar cómo se desarrolla la relación entre ellos.

Bien es cierto que puedo comprender que Elena se sienta atraída por el típico chico guapo que consigue conquistarlas a todas porque, bueno, es sencillamente lo que siempre suele ocurrir. Por el contrario, en ningún momento vi qué características increíbles veía él en ella. ¿El hecho de que era una chica sumamente inocente? No es que sea exactamente una virtud. Hay jóvenes así a puñados, no sé por qué él se lo tomó como todo un descubrimiento.

Algunos de los diálogos que mantienen están bastante bien, aunque me faltaron todavía más conversaciones entre ellos para que la relación pudiese sostenerse con firmeza. Sentía como una especie <<quiero… pero no llego>>. Ves la buena base de esos diálogos, de algunas escenas… pero no terminan de desarrollarse lo suficiente. Lo mismo ocurre con la parte en la que nos explican el pasado de Luce. Para ser algo de tal magnitud e importancia ―a mí, personalmente, me lo pareció y me impactó―, no se llega a profundizar en ello a excepción de dos o tres palabras. Creo que podría haberle dado también mucho juego a la historia, para que el lector comprendiese mejor a Luca.

En mi opinión, el punto más positivo de toda la novela es la ambientación. El autor narra bien los escenarios, da detalles, consigue que el lector se transporte a otros lugares, especialmente cuando describe Barcelona. Ya que es un aspecto que se le da bien y los protagonistas viajan mucho a lo largo de la novela, podría incluso haberlo explotado un poquitín más.

Como digo, David Escamilla escribe bien. El problema, en mi opinión, surge en que la historia es demasiado sencilla y sin fondo como para andarse por las ramas y, en ocasiones, había mucha paja de por medio. Le sobran muchas páginas a esta novela que no aportan absolutamente nada al lector, como algunas de las escenas que comparte Elena con su grupo de amigas u otras muchas. Teniendo en cuenta que es una historia juvenil bastante simple, de un amor típico, creo que si narración hubiese sido más ligera, se me antojaría más fresca, más veraniega, más entretenida. Es como si, a través de una pluma que en ocasiones se tornaba densa y pesada, el autor desease darle así más profundidad a la historia. Personalmente creo que existen otras formas más prácticas para conseguir ese propósito.

Otra cosa a tener en cuenta, es que el principio de la historia ―más exactamente, la primera mitad― me pareció mucho más ameno y agradable de leer que la última parte. El final se me hizo cuesta arriba, especialmente porque no llegué a entender el comportamiento de Luca ―ni se explica bien en ningún momento―, y la parte en la que aparece Fidel… uff, no me pareció realmente necesario. Como digo, creo que si la novela hubiese seguido el ritmo del principio, mi opinión habría sido muchísimo más positiva.

El título de la novela, eso sí, me encanta. Conste que soy una fan enferma de Pablo Neruda, reconozco que fue una de las primeras cosas que me llamó la atención del libro y, los diálogos que hacen referencia al título, me gustaron mucho. 

Para ver el texto debes subrayarlo con el ratón

Suelo leer muy rápido y reconozco que algún que otro párrafo ―hacia el final―puede que me saltase… ¿pero alguien puede explicarme qué hacía Luca con su ex novia entrando en ese restaurante?, ¿por qué le mintió a la protagonista?, ¿por qué quedó con esa mujer?, ¿cuál era su propósito? Yo no llegué a entenderlo y, sinceramente, me come la curiosidad.

¿Alguien comprendió también por qué Elena no soportaba  a Fidel? Quiero decir, entenderlo lo entiendo en sí, pero me pareció una contradicción total de la protagonista. ¿Qué intentaba decirnos?, ¿qué quiere cambiar el mundo pero subida en un Ferrari?, ¿Qué quiere decir <<no es justo que haya hambre en el mundo>>, pero mientras está cenando en un lujoso restaurante con Luca? No sé, no sé. Puedo llegar a comprenderlos. Es más, es algo que todos hacemos de un modo u otro, somos así de egoístas ―estoy generalizando, que nadie se sienta aludido u ofendido―, pero teniendo en cuenta que el único punto fuerte de Elena era ese sentimiento de ayudar a los demás ―razón por cual él se fija en ella―, pues fue un poco como si toda la base sobre la que se sostenía la novela se derrumbase de golpe.


Una novela que comienza bien pero que termina desmoronándose conforme el final se acerca. No logré conectar con ninguno de los protagonistas ―especialmente con Elena― y aunque la historia en conjunto pueda ser entretenida, creo que hubiese mejorado considerablemente si no hubiesen tantísimas páginas de relleno que no aportan nada interesante para el lector.


Agradecimientos a la editorial La Galera por el envío de ejemplar.
Reacciones:

8 comentarios:

  1. Uf! No me llamaba demasiado pero menos ahora. No creo que lo lea si como tu dices, acaba bastante regular.

    Besitos ^^

    ResponderEliminar
  2. No tení pensado leerlo y después de tu reseña mucho menos. La verdad es que para leer sobre buena ambientación me cojo algo del Realismo xD según el spoiler, el libro te ha dejado con muchas dudas... Uuuufff, si antes me era indiferente, ahora no lo quiero.

    Un beso! :)

    ResponderEliminar
  3. Me lo estoy leyendo ahora mismo, aunque llevo poquito, así que es pronto para decir si me acabará gustando o que. Aunque si que me he dado cuenta de que la protagonista me resulta algo insulsa...
    Espero que me guste algo más que a ti al final...

    ¡Gracias por la reseña!
    Un beso :)

    ResponderEliminar
  4. Pronto caerá, así que espero que no me pasé como a ti.

    Un beso^^

    ResponderEliminar
  5. Lo he visto rulando por la red...y me llama la atencion...a ver ...

    Te sigo,nos vemos

    Besitos

    ResponderEliminar
  6. Pues el título del libro también me gusta un montón y creo que es lo único que me llama la atención de él. xD Aún así, si algún día tengo la oportunidad de leerlo seguro que lo hago. :)
    Un beso.

    ResponderEliminar
  7. Yo lo he empezado esta mañana que lo he cogido de la biblioteca, no sé que esperarme de este libro porque he visto que ha decepcionado a muchas personas...
    Un beso

    ResponderEliminar
  8. ¡Hola! Completamente de acuerdo! Lo leí hace bastante (es que tengo muchas reseñas pendientes T.T, y no me gustaron ninguno de los dos protagonistas. Me ha encantado la parte con Spoilers, ¡sigue así!


    Un besote, ¿nos seguimos? ;)

    ResponderEliminar