Reseña No te lo vas a creer - Sophie Kinsella

―Título: No te lo vas a creer
―Autor: Sophie Kinsella
―Editorial: Salamandra
―Página: 288
―Serie: Libro independiente

Sinopsis
Has tomado una copa de más y hablas por los codos, sin parar, y cuando por fin levantas la vista, unos ojos oscuros y penetrantes te observan atónitos, fascinados y… ¡muy interesados! Después de asistir en Glasgow a una desastrosa reunión de trabajo y de tomarse un par de vodkas, ¿o fueron tres?, para levantar el ánimo e infundirse valor, Emma Corrigan se sube por fin al temible artefacto volador para regresar a Londres. El vuelo resulta especialmente movido, presa del pánico, de su boca empiezan a brotar todos sus secretos, sus sueños más ocultos y sus deseos más inconfesables, que van a parar a oídos del silencioso pasajero que, inmutable, la escucha sentado a su lado. Emma no se deja nada: desde el día en que perdió la virginidad hasta la nota de matemáticas que falsificó en el currículum, pasando por lo incómodo que le parece el tanga. Pero este mal trago no será nada comparado con lo que le espera…


Esta novela fue mi segunda toma de contacto con Sophie Kinsella y tengo que reconocer, muy a mi pesar, que me decepcionó bastante (por no decir mucho, directamente).

Tengo la sensación de que la autora se centra en escribir una historia entretenida y ligera (aspecto que consigue), pero no termina de profundizar lo suficiente. Es decir, el hecho de que una novela sea fresca y rápida de leer, no quita que pueda tener algún tipo de trasfondo o que se permita que el lector llegue a conocer mínimamente a los protagonistas, detalle que no se da en este libro.

El argumento gira en torno al inicio de la novela, cuando Emma, presa de la desesperación por las turbulencias durante un vuelo, comienza a relatarle a su compañero de al lado todos sus secretos más íntimos. Todo. Vale, sí, eso es un poco surrealista, pero a pesar de ello me pareció divertido y original en cierto modo. El problema surge cuando, unas semanas después, descubre que el hombre al que le contó sus trapos sucios es en realidad el jefe de su empresa y que piensa pasar una temporada en la sede donde Emma trabaja.

La novela tiene bastantes clichés y ambos protagonistas son sumamente típicos. Es cierto que se profundiza un poco más en Emma, especialmente en las inseguridades que su familia ha ido creando en ella por diversas razones y me ha gustado cómo lo ha enfocado la autora. Sin embargo, de él prácticamente no llegamos a conocer absolutamente nada. Y la explicación que se da hacia el final de la novela, sobre cierto secreto que esconde el protagonista, me ha resultado casi ridícula.

También encontramos bastantes personajes secundarios, como el novio de Emma y las dos compañeras con las que comparte piso. En esencia, me ha parecido que ninguno aportaba nada a la trama y que estaban de más, dado que ni se profundiza en ellos ni, a menudo, entendemos demasiado bien las escenas de Emma con su novio. A mí el chico, por momentos, me dio hasta penilla.

En cuanto al ritmo de la novela, creo que es el punto más destacable. Nos encontramos con uno de esos libros rápidos de leer, con un vocabulario extremadamente sencillo y una novela que apenas sufre altibajos. Eso sí, la relación entre los protagonistas se desarrolló (bajo mi punto de vista, claro) a un ritmo vertiginoso. Y el final, de traca, como si la autora tuviese prisa por terminar, te deja un poco confundida por lo precipitado que todo resulta.


No te lo vas a creer es una novela ligera, entretenida y sencilla, en la que apenas se profundiza en los protagonistas ni en las situaciones a las que éstos deben enfrentarse. En general, me ha parecido algo superficial, rozando lo insulso, y poco memorable.
Reacciones:

7 comentarios:

  1. Hola guapa, a mi amiga Dunia le gusta mucho esta autora, lo que no sé si este se lo leyó...yo de este género no suelo leer, así que lo dejo pasar de largo.

    Besos:)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí la verdad es que no me termina de convencer y eso que es uno de mis géneros preferidos... pero no, las he leído mucho mejores, aunque sean menos conocidas.

      Eliminar
  2. Vaya, qué pena que no te haya gustado un poco más... Gracias por tu opinión!
    Un abrazo!! ;)

    ResponderEliminar
  3. Es el primer libro que leí de esta autora y a mí sí que me gustó, aunque me quedo con los de la serie Loca por las compras
    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No he leído los otros, que creo que es su serie más conocida, a ver si me animo pronto. De momento, me quedo con el de Tengo tú número, que sí me hizo reír en más de una ocasión.

      Eliminar
  4. Es ligero y no es dikens pero tampoco está mal, es como leer el hola o el marca para las pollas, pero por lo demás, bueno, vale, aburrido a más no poder y no me ha gustado nada, nada, nada, menos

    ResponderEliminar